Crítica de la primera temporada de WESTWORLD

Publicado el 11/06/2017 | por Pupilo Dilatado | Cine
Valoración
40

Super recomendada por mucha gente, me aconsejaron que no dejase pasar esta serie. Westworld (2017), la nueva apuesta fuerte de HBO junto con la también cacareada Taboo (no he tenido el gusto todavía pero parece no ser para tanto) me ha decepcionado a pesar de ya saber del precedente setentero del que partía con la adaptación del libro de Michael Chrichton en el Westworld del ’73 con un inquietante Yul Brynner. He aquí de nuevo otra prueba plausible y contundente de la manera de enfocar las cosas en EEUU y de cómo se harían en Europa, en concreto si la serie la hubiese producido la BBC.

La trama desde luego que es interesante a más no poder, un parque temático centrado en el viejo Oeste Americano con androides ‘anfitriones’ perfeccionados al milímetro y colocados siempre en sitios estratégicos dan juego a los caprichosos ricachones ‘huéspedes’ que desatan toda su furia y ansias de matar contra ellos. Los androides, sobre todo los más antiguos comienzan a tener consciencia de ellos como seres y de su precaria y abusiva situación y comienzan a cambiar las cosas en una marco de envidias, traiciones, sorpresas y, como no, muchas trampas para elevar el interés y los giros de guión en momentos determinados.

El problema de todo esto es la duración, sigo preguntándome el por qué los yankees tienen esta manía de estirar y estirar las tramas y las historias cuando Westworld hubiese podido contarse perfectamente en tres, a lo sumo cuatro, capítulos y no desarrollar y desarrollar redundando siempre en lo mismo hasta llegar a 10 capítulos. Joder, ¡os confieso que ese último capítulo no me lo acababa nunca con tanto bostezo y tanta cabezada!.

Lo que sí es innegable es que está super bien hecha y el plantel actoral es de auténtico escándalo con los siempre eficientes Ed Harris y Anthony Hopkins pero es que aquí todos brillan con luz propia empezando por esa belleza de porcelana como ‘Dolores’, tan bien interpretada por Evan Rachel Wood, la prostituta convertida en líder de la rebelión interpretada con maestría por Thandie Newton y así seguiría uno a uno citando los buenos momentos actorales que hay pero claro, cuando la historia es tediosa y redundante todo este trabajo se viene ciertamente abajo…

Esperemos que en la segunda temporada mejore el ‘timing’ y el planteamiento de guión al encontrarse fuera de la historia original. Veremos…

Sobre el autor

¡Pupilo Dilatado ante todo! Licenciado en Bellas Artes y profesor en secundaria de 'marías' audiovisuales en la provincia de Castellón, ¡hasta aquí lo serio!, je,je, pero lo que uno lleva dentro es la melomanía enfermiza, mis manías bizarras, morbosas, iconomaníacas y 'fanzinerosas', mi alma rock'n'roller hasta la médula y una obsesión generosa por las Pin-Ups de otra época. Para acabar, soy hijo del 'Popu' y bastardo del "Appetite for Destruction"... aunque me derrita con Madonna y Shirley Manson (Garbage). También se me puede encontrar en mi blog

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *