La que fuera la primera vocalista de Fairport Convention, Judy Dyble, y que nos dejo lamentablemente este año tan fatídico, tuvo tiempo de dejar un ultimo trabajo que es una pura maravilla, o por lo menos es lo que me parece a mi.

«Between A Breath And A Breath» se titula esta maravilla que firma Dyble Longdon enfundada en una preciosa portada digna de su contenido y elaborada por Sarah Louise Ewing. El disco es una soberbia colaboración entre Judy y el líder multinstrumentista de la banda Big Big Train. Pero además les acompaña un elenco de amigos músicos de altísimo nivel: Davenport de Jade Warriordrums,vDanny Manners de Big Big Train, Rikard Sjöblom (Beardfish, Gungfly, Big Big Train), Rachel Hall (Big Big Train), Greg Spawton (Big Big Train), Nick D’Virgilio (Spock’s Beard, Big Big Train), Dave Gregory (Big Big Train, XTC), Andy Lewis (Paul Weller), Luca Calabrese (Isildurs Bane) y finalmente Dave Sturt (Gong, Steve Hillage).

El disco es una obra de orfebrería de folk británico que revolotea en aires progresivos cercanos a Jethro Tull, Steeleye Span, y otros maestros de ProgFolk. Es un trabajo exquisito, sutil, para paladares finos, que sirve de testamento a Judy y que nos recuerda la grandísima vocalista que fue. Un disco mas cercano al folk que al rock, pero con una fuerza digna de grandes discos de rock progresivo, como lo demuestran los cortes más largos y épicos tales como «France» y «Whisper», O el magnifico broche final con “Hearthwashing” que no depararía en absoluto en un disco de Kate Bush. El trabajo magnifico de Judy no solo es a nivel vocal, ya que escribió las letras, siempre fuertes e inteligentes, con mensajes y verdades como su desprecio por los astrólogos que engañan a la gente con sus falsas promesas, que es el tema que abre el álbum, consiguiendo atrapar de inmediato al oyente con ese gran comienzo.

El disco no decae en ningún momento, llevándonos por paisajes campestres, de ensueño bajo la luz de la luna, acariciado por la voz de esta dama llamada Judy Dybe y la impecable paleta de sonidos otoñales que fabrican BBT, dando vida canción tras canción de manera hermosa y sensible como hacia tiempo que no escuchaba.

Un trabajo elegante, conmovedor, lleno de amor y sensibilidad que sirve de bálsamo en estos tiempos de cólera y rabia, donde parece que la intolerancia y la estupidez mas loca esta cogiendo las riendas de la cordura. Desde que escuché las primeras notas ya supe que este es uno de mis álbumes del año.

Dyble Longdon – Between a Breath and a Breath

by: Laurent Berger

by: Laurent Berger

Tsi – Na – Pah estudió Bellas Artes y más tarde cocina. Actualmente recorriendo Andalucía vendiendo y comprando viejos vinilos. Apasionado del rock progresivo y del rock americano de los setenta. Colaborador en distintas revistas musicales y tiendas de música en la época donde se vendía música de verdad.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas entradas

Últimos comentarios

  1. Maravilla de lista...muchos d ellos estarían entre mis 100 favoritos pero sería interesante saber los 200 q s quedaron fuera😆

Te puede interesar

Aeons – The Ghost Of What We Knew

Aeons – The Ghost Of What We Knew

Con esta amplia disponibilidad de música que tenemos actualmente y los que huimos de los logaritmos que tienen las plataformas digitales a la hora de recomendar música según lo que escuchamos, siempre nos llevamos una buena sorpresa cuando nos llega una banda nueva,...

Kinki Boys – El país de las maravillas

Kinki Boys – El país de las maravillas

Está feo juzgar un libro por la portada, y más que lo diga yo (aunque la portada de Candelarias de la Virgen es magnífica), pero hay portadas que dicen mucho. El flamante nuevo disquito de los Kinki Boys pone una foto de lo que parece el centro de una ciudad, casas...

Los Deltonos – Evolución

Los Deltonos – Evolución

A la vez que surgen callos en las manos y canas en el pelo, uno se va dando cuenta de que no existe necesidad de perderse en rodeos o tratar de emular ser otro para decir lo que se pretende, por miedo a salirse no ya del patrón auto establecido, sino de aquel donde...

Holycide – Towards Idiocracy

Holycide – Towards Idiocracy

Cuando hablamos del Thrash Metal actual de nuestro país, los primeros nombres que nos vienen a la cabeza son Angelus Apatrida y Crisix, pero el tercer lugar en el cajón suele estar muy discutido dependiendo si te decantas por el Thrash más suave o prefieres el más...

Falefou – FOUNKYFLEXION

Falefou – FOUNKYFLEXION

Hay ocasiones en las que uno tiene que desactivar el cerebro. No sé al resto del mundo, pero a mí me pasa cuando me ataca el síndrome del impostor. Tengo todo el tiempo la sensación de ser un bocachancla, de hablar por hablar dándome ínfulas, y cuanto más lejos estoy...

Pin It on Pinterest