“Si me fuera de aquí mañana, ¿todavía me recordarías?”
‘Free bird’


Hoy “enfrentamos” dos joyas del rock sureño, dos de los más grandes grupos de este género con el permiso de The Allman Brother. Un Rattle Snake contra un Gila Monster luchando en las llanuras que llevan a los montes de la superstición. La banda sonora para una travesía por el desierto del Sonora. Unos te harán tragar polvo y los otros que te emborraches de bourbon hasta caer rendido.

ZZ TOP son en Tejas tan famosos como David Crockett o el Álamo. Prueba de ello es que desde 1986, cada 27 de agosto es el ZZ TOP DAY. “Tres Hombres” es el disco que contiene “La Grange” , “Jesus Left Chicago”; “Beer Drinkers and Hell Raisers, etc, y cuenta la leyenda que era el disco favorito de Fidel Castro, gran amante a escondidas de los sonidos sureños de su país  enemigo.

Un disco enfundado en una portada color jalapeño, en que a cada nota se hace cada vez más indispensable para condimentar unos perfectos nachos grasientos o unas enchiladas explosivas. Estos tres tipos son “unos hombres simples” como cantaba Ronnie Van Zant, que cocinan los frijoles mas picantes a lo largo del río grande. Nadie como ellos supo canalizar el Blues con ese toque árido y desértico. Letras que hablan de fechorías y peleas, de bebedores de cervezas y camorristas, de carretera y asfalto recubierto de polvo del desierto. Los tres gringos alcanzaron la cima con su tercer trabajo, gestando un clásico atemporal que inspiró a muchas otras bandas aún por llegar.

Pero estamos en 1973, y no lejos de Houston, en Jacksonville (Florida). Unos chavales que desayunan queroseno cada mañana y han sido educados bajo la ambigua moral sureña, con una mano sobre la la Biblia y otra sobre la pistola, han formado un grupo en cual se deciden bautizar con el nombre de su profesor de gimnasia en el instituto, Mr Leonard Skinner.

Se pasan días encerrados en los estudios Muscle Shoals donde componen entre otras la que será la canción favorita de los norte americanos: “Freebird”. El tema en forma de maqueta lo presentan a nueve discográficas, que rehúsan publicar esa obra maestra. Los pocos visionarios fueron: Capricorn ; Columbia, Atlantic, Warner, A&M, Epic, RCA, Elektra; Polydor. Sólo Sound of The South distribuido por MCA y con la ayuda de unos 9 000 dolares, más el buen ojo de Al Kooper que se quedó boquiabierto cuando los vio actuar en un club, consiguen entrar en los Studio One de Doraville donde el ambiente entre Al y la banda es algo tenso. Pero a pesar de aquello todo se graba muy rápidamente, la banda conoce sus temas perfectamente ya que están muy rodados en clubs y salas del sur, por lo que ya saben lo que quieren.  MCA se opone a los nueve minutos de “Freebird”, quiere una versión de solo 3 mn, la tirantez entre el grupo y discográfica junto al equipo de producción siguen subiendo. A modo de sorna Van Zandt compone “Working for MCA”.

Estos tipos son duros de pelar, y se salen con la suya facturando un disco a la vez rural y eléctrico, que huele a pólvora, a gasolina y a sexo practicado en el asiento trasero. Tres guitarras asesinas y un  piano loco, por no hablar del resto de la banda que son como un motor de un John Deere bien engrasado. Kooper se encarga del bajo, órgano, mandolina acreditado como Roosevelt Gook, ya que Leon Wilkeson a pesar de que aparece en la portada y en los créditos del disco no participo en el disco.

Son algo único y su disco de debut “Pronounced ‘lĕh-‘nérd ‘skin-‘nérd” se convierte en la pirámide de Keops del rock sureño por méritos propios. La gira de presentación les llevara a ser teloneros de The Who por Estados Unidos que presentaban su disco “Quadrofenia”. Rápidamente serán ensalzados como una de las mas grandes bandas que ha parido el mundo.

Mientras tanto nuestros barbudos deciden que no se cortaran nunca sus barbas, salvo Frank Beard (Frank Barba!!) que prefiere su bigote. Gibbons bajo su aspecto de redneck buscador de camorra es un tipo muy abierto a toda clase de sonidos y con vision de futuro. Recibió de Hendrix el regalo de una Stratocaster cuando le teloneó con su banda The Moving Sidewalks. Fue amigo de Bob Marley, Peter Tosh, con los que compartió algo mas que su amor por la música. También tenía una gran relación con los miembros de Soft Machine, músicos totalmente ajenos a su estilo.“No Pussyfooting” de Fripp y Eno es uno de sus discos favoritos, algo sorprendente para un tipo que destila rock sureño, blues y boogie como pocos.

Aquel 1973 Dios sobrevoló el sur de Estados Unidos y sopló un “duende” con el enorme poder de crear obras maestras porque también aquel año los Allman Brothers publicarían su disco “Brothers and Sisters”.

ZZTop está lejos aún de la era de MTV. Todavía suenan crudos y reales y vendrán otras gemas sureñas a deleitar nuestros tímpanos. Aquí huelen aún a boñiga de vaca muy lejos de descender a la autoparodia a la que llegarían unos años mas tarde.

Lynyrd Skynyrd alcanzo rápidamente fama y popularidad merecida, estos Outlaws incendiaron todo por donde pasaban. El asunto Alabama con Neil Young consiguió una polémica que se convirtió en un lastre para la banda tachando a los miembros de racistas a pesar de que negaran esas acusaciones muchas veces. Aquella “bronca” que no paso más allá de la letra de la canción se convirtió en unas de la anécdotas más famosas de la historia del rock. La verdad es que se admiraban mutuamente, Ronnie lucía orgulloso su camiseta de Young y este cantó su Alabama intercalando “Sweet Home Alabama” en la letra.

Pero el destino injusto se cebó con Lynyrd Skynyrd tras su sexto disco y dejó al mundo huérfano de un enorme frontman que consiguió lo que quería, dejar este mundo antes de los 30. Los guitarristas Allen Collins y Gary Rossington se reunieron en la casa de Ronnie donde acordaron que nunca intentarían volver a reformar el grupo en el futuro, cosa que no se cumplió. La muerte no se olvido de Lynyrd Skynyrd que siguió cebándose con ellos perdiendo a sus integrantes a lo largo de los años.

by: Laurent Berger

by: Laurent Berger

Tsi – Na – Pah estudió Bellas Artes y más tarde cocina. Actualmente recorriendo Andalucía vendiendo y comprando viejos vinilos. Apasionado del rock progresivo y del rock americano de los setenta. Colaborador en distintas revistas musicales y tiendas de música en la época donde se vendía música de verdad.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas entradas

Últimos comentarios

  1. Un millón de gracias a vosotros por compartir mi pasión. Seguiremos con las antenas parabólicas bien sintonizadas! Abrazo fortísimo, David.

  2. Maravilla de lista...muchos d ellos estarían entre mis 100 favoritos pero sería interesante saber los 200 q s quedaron fuera😆

Te puede interesar

Mátame, Taylor

Mátame, Taylor

 Lo de esa máquina de hacer dinero llamada Taylor Swift es algo inaudito en la historia. Hay quien dice que su fama es mayor que la que tuvo Michael Jackson en los 80. Palabras mayores. Ahora la popularidad ya no se mide por la venta de discos sino por el número de...

La última serenata de David Sanborn

La última serenata de David Sanborn

Es prácticamente imposible que cualquier amante de la música no tenga un disco donde David Sanborn toque en él. A parte de discografía en solitario, ha dejado su huella en más de 400 discos de diferentes estilos. Si se necesitaba un solo de saxo claro, lleno de swing...

Predicciones de los Oscars 2024

Predicciones de los Oscars 2024

Por octavo año consecutivo, vamos a ofrecer nuestras predicciones a los Oscars. En este 2024 se celebrará el 10 de marzo (madrugada del domingo al lunes en España) en Los Ángeles, presentada por Jimmy Kimmel. Las cintas más nominadas son “Oppenheimer”, “Pobres...

Discos en directo – Lou Reed | Rock and Roll Animal

Discos en directo – Lou Reed | Rock and Roll Animal

Seguimos con los especiales grandes discos en directo, algunos olvidados, pero no por ello enormemente recomendados y otros completamente imprescindibles por su huella en la música. Si la ultima vez hablé de un disco de 1972, esta vez le toca a uno del 73, me estoy...

Gris – Gris – Voodoo Bayou

Gris – Gris – Voodoo Bayou

Para empezar, no podía olvidarme de Perez Prado y su Voodoo Suite, embelesado por esa portada sensual, exótica y misteriosa. Prado el  ‘King Of The Mambo’ con su orquesta, seis saxofones, tres trombones, siete tambores, seis trompetas y mucho más... Shorty Rogers,...

Pin It on Pinterest