“La purga” fue la primera colaboración entre Blumhouse y la Universal y como había sucedido con Paramount con “Paranormal activity”, “Insidious” o “Sinister” se convirtió en un enorme éxito, tanto de público como de crítica, y otro más que sumar en la rentable compañía fundada por Jason Blum, que basándose en cintas de fantástico y terror de bajo presupuesto consigue un rédito que con cada estreno se va acrecentando.

“La purga” también significó el mayor reconocimiento para su director James De Monaco, que tras unos trabajos como guionista solo había dirigido la violenta “Staten Island”, donde trabajó con Ethan Hawke, quien a su vez había protagonizado con Blumhouse la estimable “Sinister” de Scott Derrickson. Así que contando con esa estrella y con la popular por “300” y “Juego de tronos” Lena Headey en el capítulo actoral y con la estimable colaboración en la producción del “Rey Midas” del cine contemporáneo Michael Bay, nos llegaba esta distopia de unos Estados Unidos que han conseguido un ínfimo nivel de delincuencia, dejando que una noche al año casi cualquier delito, incluido el asesinato sea legal, y con ello dejar libre la violencia contenida de la población los 364 días restantes. El resultado era

Nota: 50

una entretenida cinta entre acción y suspense, que nos dejaba serias dudas sobre la condición humana y como los poderosos suelen aprovecharse de los débiles. Una interesante muestra de como crear cine sin grandes artificios e interesante con ideas y propuestas originales. Tras este espectacular inicio la saga ha ido aumentando con dos secuelas y un “reboot” que sí bien han conseguido pingües beneficios, se han convertido en parodias de sí mismas, eliminando lo que tenía de crítica razonada la primera parte para ofrecer un catálogo de sofisticados asesinos con máscaras y armas más avanzadas y poderosas e historias cada vez más endebles.

Así que con esa idea de seguir la estela del dólar, nos llega de la mano de Amazon Prime Vídeo esta serie de televisión que en su primera temporada cuenta con diez episodios de unos cuarenta minutos. Por desgracia, “La purga” para la pequeña pantalla sigue la línea marcada por las continuaciones, borrando la historia más intimista de la primera parte. Parece lógico que ofrezcan lo que parece el público demandar, una odisea cruel y sangrienta, con unas buenas personas que intenten escapar de unos villanos convenientemente aterradores y cada vez más peligrosos. Una estructura que recuerda a “The Warriors”, clásico ochentero de Walter Hill donde una banda debía huir y llegar a Coney Island antes del amanecer, enfrentándose a otras bandas cada vez peores. Eso sí, el largometraje ofrecía un “soplo de aire fresco” en su concepción y un tratamiento original, cosa que en “La purga” no se consigue, aunque James De Monaco y Jason Blum se encuentren en la producción. La historia es irregular y tiene unos altibajos impresionantes, mezclando momentos de gran tensión con otros que rozan el ridículo. Y es que para mantener diez episodios se entrelazan diferentes personajes que se acabarán uniendo al final: un “marine” de vuelta, una secta que se inmola, una pareja que intenta prosperar y una ejecutiva son los que tendrán que sobrevivir en esa infernal noche, aderezado por algunas escabrosas secuencias como un club masculino donde se vejan a las mujeres o un parque temático donde dar rienda suelta a los instintos más primarios, como ejemplos. También hay un grupo terrorista tipo “V de Vendetta” que imaginamos que en próximas temporadas tendrán más protagonismo aunque nos resulte extraño otra unión de mujeres empoderadas en lucha contra el patriarcado de la purga (no es broma).

Como es de esperar direcciones mecánicas, puesta en escena que sigue la pauta de su referente de la pantalla grande y unos efectos especiales, sobre todo de maquillaje, eficaces. No pasará a la historia de la televisión, ni siquiera pensamos que sea un ejemplo de serie pero es entretenida, sirve para “pasar el rato” y aunque algunas secuencias rocen el bochorno, posee ritmo y no insulta la inteligencia. Sólo por eso merece el aprobado.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.