Crónica de Grimner + Survael + Drakum en Madrid, Sala Silikona, 09/11/2018

Publicado el 12/11/2018 | por David Galeote | Conciertos

Cerrando una semana de conciertos, el viernes 9 de Noviembre me toco dirigirme a la sala Silikona para poder disfrutar del folk metal de los suecos Grimner, acompañados de los madrileños Survael y los barceloneses Drakum hacían presagiar una noche de fiesta y mucho baile gracias a la promotora Kivents que siempre está atenta organizando estos eventos.

A pesar del frió que azotaba Madrid y alguna fiesta que se celebraba en otros lados, a la hora prevista para la apertura de puertas ya nos reuníamos un buen grupo de seguidores que esperábamos con ganas el inicio de los conciertos, anunciado con el tema introductorio de la película de Francis Ford Coppola “Dracula” compuesta por el compositor polaco Wojciech Kilar mientras Drakum subía al escenario. Formado en el 2009, la banda está compuesta actualmente por el cantante Ümbra Hertzler, los guitarristas Marc y Feni, el violinista Caleb, el bajista Jose Luis y el batería Xavi. Con un ambiente fiestero comenzaron ya su actuación con “Drunk Troll” seguido por “The Wanderer” y “Absinthe”. Con un sonido contundente pero respetando el sonido del violín y los guturales de la voz, nos sorprendieron a todos gratamente enganchándonos del tirón. Seguimos con la fiesta de Drakum que continuaron su descarga con “The Magic Potion Of Evil Jester”, “Spirit” y “Wall Of Deadly Trolls” antes de estrenar  la “balada” “I Am Here” que pertenece a su próximo disco que saldrá en pocas semanas. El tema “Troll Recipe” perteneciente a su último trabajo, el Ep “Trollmin” del 2015 precedió a otro tema nuevo “The Big One” para ya terminar su soberbia actuación con “Whisky” y “Around The Oak” con el cantante y el violinista bajándose del escenario para estar más cerca de la gente al que se unió el bajista casi al final del tema, sonando una versión remix del mismo de fondo mientras se hacían la típica foto final de concierto. Muy buena banda que trae la fiesta consigo y que nos hizo disfrutar durante sus 45 minutos de actuación.

Los siguientes en aparecer en el escenario fueron los madrileños Survael, que siguen haciéndonos disfrutar con sus directos. El quinteto formado a la voz por Miguel Jareño, los guitarristas de David Arenas y Álex González, el bajista Joaquín Bermúdez y el batería José Arenas empezaron con energías con la cañera “The Nature’s Revenge” seguida de “Go Back Home” y “Sand And Blood” antes de dedicar el siguiente tema al primer cantante del grupo Marco Anson presente en la sala, siendo elegido el clásico “Nighthowler”. Después le llegó el turno al romántico “The Green Eyes”, que tantas canciones ha inspirado, pasando del tirón a la potente “Desperta Ferro”, grito de guerra usado por los almogávares antes de la batalla, aunque la sangre no llego al rio a pesar de los pequeños pogos que se producían por los seguidores de la banda, que emprendía la recta final con “Wild Side Of Life” y su ya clásico cierre con “The Queen Of Wrath”. Buena actuación de los madrileños, una apuesta segura en todas sus actuaciones.

Y el colofón llegaba de la mano de los suecos Grimner, que ataviados con pieles y embadurnados de pintura, fueron colocándose sobre el escenario para no molestarse entre ellos. La banda está compuesta por el cantante y guitarrista melódico Ted, el cantante y guitarrista rítmico Martin, el bajista y también cantante David, el flautista Johan, el teclista Kristoffer y el batería Henry, celebrando en esta gira sus diez años de existencia. Aunque sus canciones están en sueco, se comunicaron con el público en ingles comentando cada uno de los temas que fueron tocando comenzando con “Vanadrottning” seguido de “En Fallen Jätte”, “Nordmännens”, “Kvällningssang” y “ Freja Vakar” sonando todo perfectamente a pesar de la complejidad con tantos micrófonos e instrumentos sonando.

A pesar de que la música animaba a ello, la gente todavía permanecía sin hacer excesivos movimientos, a diferencia de los músicos de la banda, que no paraban de moverse a pesar de la complejidad de estar todos excepto el batería en primera línea. Con “Avundas” y sobretodo “Midgard Brinner” ya comenzaron a producirse los pogos frente al escenario y buscar algo de resguardo los que estábamos por los alrededores. Siguieron con su descarga con “Forna Dagar”, “Fafnersbane” y “Eldhjärta” despidiéndose de todos nosotros interpretando “Dödens Dans”. Magnifico final para una noche con tres muy buenos grupos que no defraudaron en ningún momento.

Sobre el autor

Especie protegida que responde al olor del lúpulo fermentado, navega entre la música clásica y el metal extremo, para amargura de sus sufridos vecinos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.