El chef Fran Oliva ha conseguido cimentar una merecida fama con su restaurante Avanico en Jerez de la Frontera. Buen hacer y precios contenidos que le han otorgado una merecida calificación de Bib Gourmand en la Guía Michelín. Fruto del brillante trabajo y una capacidad para expandir su negocio, digna de encomio en estos difíciles tiempos para la hostelería abre una nueva sucursal en El Puerto de Santa María, en un local señero como es el que ocupaba el mítico Casa Flores en plena Ribera del Marisco.

Lugar elegante, con dos entradas, una barra donde tapear, un expositor donde se pueden ver pescados y mariscos (especialidad de la casa) y una interesante disposición llena de diferentes salones para un número distinto de comensales. Además para el verano cuenta con una terraza “chill out” en una azotea a la que se llega en ascensor.

 

 

Pero si la decoración, mobiliario y colocación de mesas y sillas (bastante cómodas, por cierto) es acertada, la comida es excepcional y a un nivel de calidad- precio espectacular. Uno de esos restaurantes donde uno sabe que va a comer de maravilla y con el añadido de las sorpresas que depara su cocina pues Fran Oliva va variando según la temporada.

 


 

Los entrantes fueron irreprochables con unas espectaculares croquetas de jarrete con mahonesa de soja. Buena bechamel, plenas de sabor y frito adecuado. Muy ricas pero mejor descubrirse ante las zamburiñas al vinagre de Jerez. Frescas y soberbias en su simplicidad. Otra sorpresa es el tartar de carabinero presentado dentro de la concha de un erizo de mar. Una de esas joyas de nuestras costas que el chef reinventa para ofrecernos una “delicattessen” deliciosa. También recomendable es el tartar de atún que al estar en Cádiz, como no podía ser de otra forma, es rojo y de almadabra.

Dentro de la carta de vinos la selección es atinada y pudimos probar un Tierra Blanca de aperitivo con las ricas aceitunas “picantonas” con la que nos obsequiaron, un Rias baixas para los pescados y mariscos y un Ribera de Duero para la carne.

 



 

Platos principales de envergadura comenzando por la barriga de atún rojo de almadraba sobre crema de pimientos del piquillo y papas arrugadas. Irreprochable con absoluto protagonismo para los dos buenos trozos de túnido, presentado y plancheado a la perfección demostrando el por qué es uno de los reyes marítimos. Tampoco se le puede poner un pero al lomo bajo de ternera Black Angus con acompañamiento de patatas fritas y pimientos. Todo estupendo pero nos tenemos que descubrir ante sus arroces. Pedimos uno seco de pulpo, zamburiñas y gambas que nos llevó a otra dimensión gastronómica, con un sofrito de altura y un sabor digno de los mejores manteles del orbe. Algo que hay que repetir pues su carta de paellas y arroces va variando.

 

 

En cuanto a los postres interesante la tarta de queso, horneada y con sorbete de frambuesa, hecha con cuatro quesos, esponjosa y buena. Tanto como el cremoso de chocolate y galleta al brandy con helado de vainilla y mención especial al tocino de cielo con sopa de maracuyá y helado de queso payoyo que resume a la perfección la filosofía de Avanico que es unir la tradición con notas de vanguardia y manteniendo un alto estándar de calidad.

by: Jose Luis Diez

by: Jose Luis Diez

Cinéfilo y cinéfago, lector voraz, amante del rock y la ópera y ensayista y documentalista con escaso éxito que intenta exorcizar sus demonios interiores en su blog personal el curioso observador

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas entradas

Últimos comentarios

  1. Un millón de gracias a vosotros por compartir mi pasión. Seguiremos con las antenas parabólicas bien sintonizadas! Abrazo fortísimo, David.

Te puede interesar

Bodegón Andalucía. San Fernando (Cádiz)

Bodegón Andalucía. San Fernando (Cádiz)

Triunfar con un producto tan regional como es el cachopo no es sencillo. Es normal que cuando se celebra el concurso de este empanado ganen restaurantes asturianos frente a otras propuestas de distintos lugares de España. Por eso, tiene tanto mérito lo del Bodegón...

Taberna del Alabardero (Sevilla)

Taberna del Alabardero (Sevilla)

En lo que respecta al mundo de la gastronomía, una visita obligada en Sevilla en la Taberna del Alabardero. Por sus fogones han pasado la gran mayoría de los chefs más influyentes de la capital hispalense pues en sus cocinas se encuentran los estudiantes de la Escuela...

Taberna Coloniales (Sevilla)

Taberna Coloniales (Sevilla)

Una de las cosas, a nivel gastronómico, que han caracterizado a Sevilla desde siempre ha sido comer de tapas. Reuniones informales entre amigos que comparten diferentes platos de reducido tamaño. El problema es cuando la cantidad de alimento es mínimo o los platos no...

Restaurante Los Galayos (Madrid)

Restaurante Los Galayos (Madrid)

El Restaurante Los Galayos es un pedazo de la historia de Madrid. Una taberna centenaria, fundada en 1894 y situada en pleno centro de la capital de España, en la calle Botoneras esquina con la Plaza Mayor. Local inmenso con dos plantas y salones privados de todo...

Taberna La Bola

Taberna La Bola

Más de siglo y medio contemplan a este clásico de la cocina madrileña como es la Taberna La Bola, una de las centenarias que quedan en la capital de España. Carta existe y seguro que todo está buenísimo pero en  las ocasiones que he visitado el local (y no han sido...

Pin It on Pinterest