SoSonny Landreth tiene nuevo disco en el mercado y eso lo saben todos los amantes de música con buenas y auténticas guitarras.

Landreth merece el triunfo y los laurees que muchos otros han recogido, maestro de la slide como pocos; apodado “el rey de Slydeco” por su especial manera de tocar y sus influencias de la música Zydeco.

Nacido en Lafayette, Louisiana, ha prestado sus servicios a Clifton, John Mayall y John Hiatt, y por si fuera poco Eric Clapton lo tiene en un pedestal que venera cada nota que toca. Y es que no es para menos, Sonny es un músico lleno de recursos que sabe imprimir intensidad, frescura y personalidad a cada tema.

Con Bound By The Blues, Sonny sigue con su desarrollo y visión del blues fusionando como solo él sabe el blues con el jazz, el Zydeco y/o el folk. Las composiciones originales de Landreth siguen conteniendo como nunca ese elemento abrasador, sudoroso, con sabor a metal y roca. No se olvida de su viejo amigo Johnny Winter homenajeándole con el instrumental “Firebird Blues” posiblemente el momento más álgido del disco. Acompañando a Landreth a lo largo del disco tenemos a David Ranson al bajo y Brian Brignac en la batería y percusión.

No se olvida de sus padres espirituales retomando el “Cherryball Blues” de Sky James”, “Blues Walkin” de Robert Johnson y el “Dust My Brown” de Elmore James… Todas estas canciones son bien conocidas de los amantes de Blues y se han versionado muchas veces, pero Sonny se las arregla para aportar algo nuevo en cada una de ellas. Como ven y sabrán los buenos conocedores de Blues, Landreth apunta alto y consigue diana. Sonny posee una gran voz con una tonalidad cálida y por si fuera poco sus instrumentales me parecen excelentes.

Cierra el disco recordándonos sus raíces criollas, con “Simecoe Street” la guinda sobre un pastel que sabe a Blues sin ningún añadido artificial, ni conservantes no aptos para la salud. Aquí hay sentimiento, autenticidad, nada de música de combustión rápida para imprsionar a la galería.

Dejaros de Bonamassadas y otros sucedáneos y abrir bien los pabellones auriculares que Soony Landreth es realmente el maestro a escuchar.

Sobre El Autor

Tsi – Na – Pah estudió Bellas Artes y más tarde cocina. Actualmente recorriendo Andalucía vendiendo y comprando viejos vinilos. Apasionado del rock progresivo y del rock americano de los setenta. Colaborador en distintas revistas musicales y tiendas de música en la época donde se vendía música de verdad.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.