Poemas Traducidos: Las Flores del Mal – De Profundis Clamavi – Charles Baudelaire

Publicado el 07/07/2018 | por Angel | En Papel, Especiales

Hemos llegado al fin de semana. Lo que significa que toca otra entrega de la serie Las Flores del Mal, la obra de Charles Baudelaire que venimos traduciendo hasta ahora. En concreto, el poema número XXX, titulado, De Profundis Clamavi. Un texto corto que describe una de las tierras donde no se pone el sol en seis meses y se oculta otros seis. Una imploración a la piedad del Señor, pues el título pertenece al Salmo 130, “Desde lo profundo te llamo a ti Señor”.

 

LAS FLORES DEL MAL – CHARLES BAUDELAIRE

 

DE PROFUNDIS CLAMAVI

 

J’implore ta pitié, Toi, l’unique que j’aime,
Du fond du gouffre obscur où mon cœur est tombé.
C’est un univers morne à l’horizon plombé,
Où nagent dans la nuit l’horreur et le blasphème ;

Un soleil sans chaleur plane au-dessus six mois,
Et les six autres mois la nuit couvre la terre ;
C’est un pays plus nu que la terre polaire ;
— Ni bêtes, ni ruisseaux, ni verdure, ni bois !

Or il n’est pas d’horreur au monde qui surpasse
La froide cruauté de ce soleil de glace
Et cette immense nuit semblable au vieux Chaos ;

Je jalouse le sort des plus vils animaux
Qui peuvent se plonger dans un sommeil stupide,
Tant l’écheveau du temps lentement se dévide !

 

DE PROFUNDIS CLAMAVI

 

Imploro tu piedad, Tú, el único al que amo,
desde lo más profundo del oscuro abismo donde mi corazón ha caído.
Un universo triste con un horizonte plomizo
donde nadan en la noche el horror y la blasfemia;

Un sol sin calor planea por encima seis meses
y los otros seis la noche cubre la tierra;
es un país más desnudo que el suelo polar;
— ni animales, ni arroyos, tampoco vegetación ni bosque.

Pues bien, no hay horror en el mundo que sobrepase
el frío cruel de ese sol helado
ni la noche inmensa parecida al antiguo Caos;

Envidio la suerte de las más viles criaturas
que pueden sumergirse en un sueño estúpido,
mientras la madeja del tiempo lentamente se despliega.

 

 

Sobre el autor

Melómano empedernido, me divierto traduciendo canciones y poesía. Me gusta escribir. Soy un eterno aprendiz y creo firmemente que todos tenemos el germen del arte en nuestro interior.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.