Seguimos con la segunda entrega de la entrevista a The Last Internationale:

Tenemos a Trump y Putin en los controles del mundo, mientras que la extrema derecha gana posiciones en todo el mundo. ¿Cómo crees que la música rock puede ayudar? 

Con los fascistas elegidos para el cargo, la tasa de explotación y la destrucción del medio ambiente se están acelerando rápidamente. No olvidemos al brasileño Jair Bolsonaro, que es extremadamente peligroso para el medio ambiente. ¿Pero puede ayudar la música rock? Sí, pero no va a ser pronto. El rap es mucho más sincero y valiente. Siempre lo ha sido. El rock de masas se ha convertido tristemente en posturas y lemas vacíos. Hay excepciones, por supuesto, pero en general la cultura se ha corrompido. Los artistas de rock temen ser diferentes o tomar partido por algo que podría poner en peligro su carrera. Creemos que la única forma en que la música rock pueda ser una influencia positiva en el mundo es resistir las tendencias actuales. Forja tu propio camino. Musicalmente, líricamente y culturalmente, deberíamos poder crear la mejor era de rock que el mundo haya visto. Toda esperanza está en el subsuelo.

Con Trump es aún más evidente que los empresarios controlan la política. ¿Sientes que la gente en los EE. UU. está reaccionando a este hecho? 

La clase empresarial siempre ha controlado la política. No sabemos si es tan evidente para las personas que viven en los EE. UU. La gente generalmente está desilusionada con el sistema, por lo que votaron por alguien que no es un político. Tenemos la suerte de que Trump no es tan carismático. Si no fuera un payaso, estaríamos en graves problemas. 

Está claro que el negocio de la música ha cambiado. En vuestra opinión, ¿para bien o para mal?

 En muchos sentidos, para bien. Los artistas ahora no necesitan sellos discográficos. Pueden grabar y subir música ellos mismos. Pueden recorrer el mundo y estar constantemente conectados con sus fans a través de las redes sociales. Puedes comenzar una banda con personas a millas de distancia o incluso de otros países. La gente está volviendo al vinilo. Hay tiendas de guitarras por todas partes. Cualquiera puede comprar una guitarra, un bajo o un set de batería baratos. Hay miles de pedales de guitarra en el mercado para elegir. Puedes aprender prácticamente cualquier canción a través de los innumerables sitios y vídeos de tablaturas en Internet. La desventaja es que es tan fácil comenzar una banda y hay tanta tecnología disponible para nosotros que ya nadie tiene que dedicar tiempo a la práctica. La calidad de la música rock se ha degradado seriamente. Los músicos están conectados a sus teléfonos móviles y es más difícil que nunca encontrar a alguien con corazón que ponga la sangre, el sudor y las lágrimas en la música contigo. Te sorprenderían cuántas veces encontrarás músicos mirando sus móviles durante un concierto. Ya ni siquiera esconden esa mierda. Los tiempos han cambiado, para bien y para mal. 

¿Os gusta estar de gira por meses? ¿Qué es lo más emocionante de vivir en una furgoneta?

 Si pudiéramos, viviríamos de gira. Nuestra mayor frustración como banda es estar esperando para volver a la carretera. La mejor parte para nosotros es estar en el escenario. El viaje puede ser bastante tedioso, pero nunca hay un momento aburrido en el campamento de The Last Internationale. 

¿El tópico de Sexo, drogas y rock and roll sigue vigente? 

Es sólo un eslogan. Siempre pensamos que sonaba cursi, o engañoso, en el mejor de los casos.

Me encanta la voz de Delila, suena como una diva del Soul montando un caballo contra el Séptimo de Caballería. ¿Cuáles son vuestros cantantes favoritos? 

Amamos a Aretha Franklin, Elmore James, Howlin ‘Wolf, Muddy Waters, Odetta, Nina Simone, Tina Turner, Ann Peebles … la lista sigue y sigue. 

Hablemos de guitarras, un amigo mío es un amante de las guitarras caras, pero yo opino creo que una guitarra barata también puede dar un gran sonido en las manos adecuadas. ¿Qué es más importante: un instrumento caro o las manos que lo manejan?

 ¡Las manos! Cuando le preguntamos a Morello sobre qué guitarra debería comprar, su respuesta fue: “no importa”. Cuando preguntamos por los amplificadores, su respuesta fue la misma: “No importa. Usa tu poder rockero interior”. 

¿Cuáles son los guitarristas que más habéis escuchado en vuestra vida?

 Keith Richards, Clapton, Hubert Sumlin, Tom Morello, Jeff Beck, Chuck Berry, Sister Rosetta Tharpe, Elizabeth Cotten, Robert Johnson, Elmore James y muchos más. 

 En España, en las últimas 2 décadas, entre los jóvenes el rock está dando paso a la música latina y el hip hop. ¿Hay algún futuro para el rock allá afuera?

 Nosotros creemos que sí. Cada vez que vamos a España, hay muchas bandas de rock realmente geniales y el público es muy entusiasta. 

¿Cómo te sientes cuando leyendas del rock como Robert Plant o The Who quieren trabajar con vosotros?

 Al principio, parecía tan surrealista. Cuando descubrimos que Robert Plant era un fan, ¡éramos como una mierda! Me pregunto qué escuchó de nosotros o los videos que vio, etc. Es interesante charlar con ellos en el backstage y conocer sus opiniones sobre la música y la vida. Disfrutamos todo el proceso y nunca dimos nada por sentado.

 También habéis trabajado con Brendan O’Brien, Tom Morello e incluso Brad Wilk se unió a vosotros en la gira. ¿Es fácil tratar con las personas que admiras?

Brad fue un miembro de la banda. El único miembro oficial que The Last Internationale ha tenido. Trabajar con ellos en el estudio fue extremadamente fácil.

¿Os gustaría ser mundialmente famosos? Ya sabéis, ten cuidado con lo que deseas…

Cualquier banda que no admita que quiere ser famosa te está mintiendo. Quieres que la gente escuche tu música. Cuanto más se conoce tu arte, más influencia tienes. Así es como cambias las vidas de las personas.

¿Habéis encontrado alguna diferencia entre el público estadounidense y el europeo?

Encontramos una gran diferencia en cómo se organizan los conciertos. Los músicos están mejor pagados y cuidados en Europa. En algunos lugares de los Estados Unidos, ¡te cobran por el agua! Las audiencias que no hablan inglés están más interesadas en las letras, lo creas o no. Puede haber algunos matices culturales diferentes entre las dos multitudes, pero ambos son igualmente grandes. Las multitudes están formadas por individuos, y cada individuo es único. Intentamos que nuestros conciertos sean lo más personales posible, por lo que realmente no puedes comprar los países.

¿Os gustan las películas? Este año, Bohemian Rhapsody y A Star is born estaban en la carrera por los Oscars, ¿habéis visto alguna de ellas?

Nos encantan las películas. Hay muy pocas películas buenas que vienen de Hollywood. Encontramos que las mejores películas son hechas por directores extranjeros.

Os cuento un secreto, a mí me decepcionaron ambas películas. ¿Cuáles son tus películas favoritas sobre el mundo del rock? OK, os digo la mía: El Fantasma del Paraíso (1974). 

Creo que no la hemos visto. ¡La buscaremos! No Direction Home y Don’t Look Back fueron buenos documentales.

Hasta aquí la entrevista con The Last Internationale, a quienes debo agradecer nuevamente su tiempo y su sinceridad. Nos vemos en los conciertos.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

19 + 4 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.