La máquina australiana de rock n’ roll llamada Electric Mary lleva funcionando diez años. Su fundador, Rusty Brown (voz), construyó pieza a pieza un artilugio explosivo que cumpliese lo que tenía en mente: hacer un rock n’ roll tan eléctrico, árido y potente como en sus mejores tiempos. Electric Mary suenan a moteros cerveceros, suenan fluidos y arenosos, y suenan bombásticos.

Y tras un largo historial de directos que no permiten concesión, habiendo participado hasta en el Hellfest, el macrofestival francés que elige a lo mejor de lo mejor, vuelven a España para realizar una gira de cinco conciertos en la que sonarán canciones de The Last Great Hope, el nuevo EP del grupo.

Auguramos unos bolos ruidosos, con sabor añejo y, sobre todo, auténticos:

20 de noviembre. Madrid, Boite Live – Entradas
21 de noviembre. Vitoria-Gasteiz, Helldorado – Entradas
22 de noviembre. Vitoria-Gasteiz, Helldorado (¡segundo show!)
23 de noviembre. Zaragoza, La Ley Seca
25 de noviembre. Barcelona, Rocksound Entradas

Sobre El Autor

A la música le dedico la mayor parte de mi tiempo, pero aunque el rock me apasiona desde que recuerdo, no vivo sin cine ni series de televisión. Soy ingeniero informático, y cuando tengo un hueco, escribo sobre mis vicios. Tres nombres: Pink Floyd, Led Zeppelin y Bruce Springsteen.

Artículos Relacionados

Una Respuesta

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

once − uno =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.