Discos Traducidos: The Number Of The Beast – Iron Maiden

Publicado el 07/05/2017 | por Angel | Discos Traducidos, En Papel, Especiales

The Number Of The Beast es el tercer álbum de los prolíficos Iron Maiden. Uno de los discos más míticos de la banda. Es una obra que rompe con los estereotipos y muestra de manera crítica, que la verdadera bestia, quizá sea el propio hombre. Con un poco de historia en sus letras y alguna profecía, como nos tiene acostumbrados Bruce Dickinson, se trata de un trabajo muy contundente  que podéis seguir leyendo hasta el final aquí.

THE NUMBER OF THE BEAST – IRON MAIDEN

Invaders

Botes han sido divisados
y la evidencia de la guerra ha comenzado
Hay muchos soldados Nórdicos
Sus espadas y escudos, todos, destelleantes bajo el sol
Un grito de guerra, defiéndanse
Prepárense para soportar y luchar por sus vidas
El día del juicio ha llegado
así que estén preparados, no corran, defiendan su posición

Van a entrar desde el mar
Vienen a por el enemigo
bajo el sol abrasador
La batalla debe ganarse
Invasores…¡saqueo!
Invasores…¡expolio!

Prendieron las hogueras y alertaron a los demás hombres de Irlanda
Una advertencia debe darse, no hay suficientes hombres aquí, para resistir
Los vikingos son demasiados, demasiado potentes como para mantenernos solos
Debemos contar con refuerzos, no podemos luchar esta batalla solos

Están cruzando la colina
Vienen a atacar
Están entrando para matar
No hay vuelta atrás
Invasores…¡Luchando!
Invasores…¡Asolando!

Las hachas machacan y las mazas chocan mientras combatientes heridos caen al suelo
Miembros amputados y golpes mortales, sangrientos cadáveres yacen por doquier
El olor a muerte y a carne quemada, el batallar cansado luchando hasta el final
Los Sajones han sido dominados, víctimas de los poderosos escandinavos

Deberían mejor dispersarse y correr
La batalla está perdida y no ganaron
Deberías mejor escapar
para luchar otro día
Invasores…¡violando!
Invasores…¡saqueando!

Children Of The Damned

Camina como un niño pequeño
aunque, mira sus ojos, te consumirán
Agujeros negros en su dorada mirada
Dios sabe que lo que quiere es ir al hogar

Hijo del demonio
Hijo del demonio
Hijo del demonio
Hijo del demonio

Él camina como un muerto
Si hubiera vivido, podría crucificarnos a todos
Ahora, está ahí parado, en su último paso
Piensa: “¿Olvido?, Bien, nos llama a todos”

Hijo del demonio
Hijo del demonio
Hijo del demonio
Hijo del demonio

Ahora sus manos arden, se vuelve para reír
Sonríe cuando la llama chamusca su carne
Se derrite su cara, gritando de dolor
Se descama la piel de sus ojos
Mírale morir, según el plan
Es polvo en el suelo, ¿qué hemos aprendido?

Oh

Eres el hijo del demonio
¡la espalda contra la pared!
Vuelve a la luz
Estás ardiendo en la noche
Eres el hijo del demonio

Como velas, míralos arder
Estás ardiendo en la luz
Arderás otra vez esta noche
niño del demonio

The prisoner

Queremos información, información, información
¿quién eres?
El nuevo número dos
¿quién es el número uno?
Tú eres el número seis
No soy un número, ¡soy un hombre libre!

Estoy huyendo, mato para comer
Me muero de hambre ahora, me siento muerto de cansancio
Llegaré hasta el final, soy una bestia de la naturaleza
Hago lo que quiero cuando me apetece

Corre, lucha para respirar, es duro
Ahora me ves, ahora no
Rompí los muros, voy a salir

No soy un prisionero, soy un hombre libre
y mi sangre es mía ahora
No importa lo que fue el pasado
Sé adónde voy

¡Fuera!

Si me matas que sea por autodefensa
pero si te mato, lo llamaré venganza
Escupo en tu ojo, te desafiaré
Te asustarás cuando grite tu nombre

Corre, lucha para respirar, es duro
Ahora me ves, ahora no
Rompí los muros, voy a salir

No soy un prisionero, soy un hombre libre
y mi sangre es mía ahora
No importa lo que fue el pasado
Sé adónde voy

No soy un número, soy un hombre libre
Vivo mi vida donde quiero
Mejor deberías borrarme de tu lista negra
porque correré en círculos a tu alrededor

No soy un prisionero, soy un hombre libre
y mi sangre es mía ahora
No importa lo que fue el pasado
Sé adónde voy

No soy un número, soy un hombre libre
Vivo mi vida donde quiero
Mejor deberías borrarme de tu lista negra
porque correré en círculos a tu alrededor

No soy un prisionero, soy un hombre libre
y mi sangre es mía ahora
No importa lo que fue el pasado
Sé adónde voy

22 Acacia Avenue

Si te sientes decaído, deprimido y solitario
Sé de un lugar donde podemos ir
La avenida Acacia número 22

Sabrás de una señorita que conozco, así que si estás buscando pasar un buen rato
Y estás preparado para pagar el precio
Quince libras es todo lo que ella pide, todos tienen su vicio

Si llevas esperando mucho tiempo a que los demás acaben
Puedes decirle que me conoces
y puede que hasta te salga gratis

Así que cada vez que estés por el East End, no dudes en ir
Tienes mi palabra de ello
Ella te enseñará más de lo que puedes saber

Charlotte, ¿no puedes salir de toda esta locura?
¿no puedes ver que sólo te aporta tristeza?
Cuando entretienes a tus hombres, ¿no sabes del riesgo de caer enferma?

Algún día, cuando alcances los cuarenta
seguro que te arrepentirás de los días que estuviste tirada
Nadie entonces, querrá saber nada
No tendrás ninguna hermosa mercancía que mostrar más

22 de la Avenida
Este es el lugar donde todos vamos
Lo encontrarás, es cálido por dentro
Las luces rojas ardiendo, brillan esta noche

Charlotte, ¿no va siendo hora de que dejes esta demencial vida?
¿nunca piensas en los malos tiempos?
¿por qué tienes que vivir de esta manera?
¿Disfrutas de echar un polvo, o es por dinero?

A veces, cuando tu pasear por la avenida
esa manera de andar, hace que los hombres piensen en tenerte
Cuando estás caminando calle abajo
todos se paran y se giran para mirarte

22 de la Avenida
Este es el lugar donde todos vamos
Lo encontrarás, es cálido por dentro
Las luces rojas ardiendo, brillan esta noche

Golpéala, maltrátala, haz lo que te apetezca
Muérdela, excítala, hazle arrodillarse
Abusa de ella, échala de menos, ella puede llevarse todo lo que tienes
Acaríciala, moléstala, ella siempre hace lo que quieres
¿Estás huyendo?, ¿no sabes lo que estás haciendo?
¿No puedes ver que te llevará a la ruina?
Charlotte, has cogido tu vida y la has tirado a la basura
¿Crees en eso, por lo que estás ganando?
¿Tu vida es buena?, ¿no sabes lo que es el dolor?
Toda esa gente que te ama, no tienes que apartarlos

Todos los hombres que constantemente babean
No es vida para ti, toda esa jodienda
Haz las maletas, vente conmigo

The Number Of The Beast

Ay de ti, oh tierra y mar
porque el diablo envía a la bestia con ira
como sabe que el tiempo se acaba
Déjalo, quien tenga conocimiento que calcule el número de la bestia
porque es un número humano
es el 666

Iba solo, mi mente en blanco
necesitaba tiempo para pensar, para recuperar los recuerdos de mi cabeza
¿qué es lo que vi? ¿Puedo creer en eso que vi?
¿Aquella noche fue real?, ¿no sólo una fantasía?
¿Es lo que vi en mis viejos sueños?, ¿eran reflejos de mi retorcida mente devolviéndome la mirada?
Porque en mis sueños siempre está presente
la cara del diablo, la que retuerce mi entendimiento y me lleva a la desesperación

Yeah!!

La noche era oscura, fue inútil contenerse
Tuve que ver que era alguien mirándome
en la niebla, oscuras figuras moviéndose y girando
¿fue todo esto verdad?, ¿o alguna clase de infierno?

666, el número de la bestia
El fuego y el infierno fueron engendrados para ser liberados

Antorchas ardían y cánticos sagrados eran pronunciados
mientras ellos empezaban a gritar, manos en alto hacia el cielo
por la noche, los fuegos ardiendo
El ritual ha comenzado, la obra de Satán está hecha

666, el número de la bestia
El sacrificio está sucediendo esta noche

Esto no puede continuar, debo informar a la ley
¿puede esto ser real?, ¿o es sólo un loco sueño?
Aunque, me siento atraído por las cantarinas hordas,
parecen hipnotizarme, no puedo evitar sus ojos

666, el número de la bestia
666, el único para ti y para mi

Volveré, voy a regresar
Y poseeré tu cuerpo y haré que ardas
Tengo el fuego y tengo la fuerza
Tengo el poder de hacer que mi maldad siga su curso

Run To The Hills

El hombre blanco viene por el mar
nos trae dolor y miseria
Mató a nuestras tribus, mató nuestros credos
Nos hizo el juego por su propia necesidad
Luchamos duramente, luchamos con él fuera, en las llanuras, le dimos su infierno
Aunque, eran muchos para los Cree
Oh, ¿alguna vez seremos libres?

Cabalgando por entre las nubes de polvo y lo árido, lo baldío
Galopando arduamente sobre las llanuras
están persiguiendo a los pieles rojas que vuelven a sus agujeros
luchando contra ellos con sus propias armas
Asesinato por la libertad, puñalada en la espalda
Las mujeres y los niños son cobardes atacando

Corren hacia las colinas, corren por sus vidas
Corren hacia las colinas, corren por sus vidas

Soldado azul por los áridos desechos
Cazar y matar, su juego
Viola a las mujeres y echa a perder a los hombres
El único indio bueno, está domesticado
Vendiéndoles Whisky y cogiendo su oro
esclavizamos al joven y destruimos al viejo

Gangland

Las sombras pueden esconderte, aunque, también pueden ser tu tumba
Estás huyendo hoy, tal vez mañana estarás a salvo
Ruegas para que la luz del día te salve por un rato
Te preguntas si tus hijos sufrirán la sonrisa asesina

Los muertos no cuentan cuentos
En el Hampa, el asesinato está a la venta
Los muertos, no cuentan historias
En el Hampa, donde los pájaros enjaulados mueren

La cara, en la ventana, miradas introspectivas
pero es sólo tu reflejo, aún tiemblas hasta los huesos
¿Cuánto tiempo podrás esconderte?, ¿cuánto falta para que lleguen?
Un ratón en una ratonera, aunque, tienes que sobrevivir

Hace tiempo, te alegrabas de ser libre un rato
El aire sabía bien y el mundo era tu hermano
Entonces, llegó el día en que los tiempos difíciles comenzaron
Ahora estás solo, aunque vivo, ¿por cuánto tiempo?

Los muertos no cuentan cuentos
En el Hampa, el asesinato está a la venta
Los muertos, no cuentan historias
En el Hampa, donde los pájaros enjaulados mueren

Un cuchillo en tu garganta, otro cuerpo al montón
Un contrato que mantener, una labor con sonrisa
Asesinato por venganza o por dinero
Muerte en las calles o en una oscura celda

Los muertos no cuentan cuentos
En el Hampa, el asesinato está a la venta
Los muertos, no cuentan historias
En el Hampa, donde los pájaros enjaulados mueren

Muertos, Hampa
Asesinato, Hampa
No hables

 

seguir leyendo

 

 

Sobre el autor

Melómano empedernido, me divierto traduciendo canciones y poesía. Me gusta escribir. Soy un eterno aprendiz y creo firmemente que todos tenemos el germen del arte en nuestro interior.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *