VICOLO INFERNO – Stray ideals

Publicado el 27/12/2016 | por Carlos Tizón | Reviews
Valoración
60

Tras esa efectiva portada se esconde “Stray ideals” de los italianos Vicolo Inferno, 13 canciones de hard rock actual, con referencias a las influencias más contemporáneas del género. Después de un ep en 2005 y su disco debut en 2012, nos presentan este disco de guitarras afiladas y potentes melodías. Compañeros de viaje de bandas como Alterbridge, tratan de no repetir esquemas clásicos del hard rock, para situarse en ese frente formado por bandas que beben de las fuentes que emanan del sonido de las últimas dos décadas e incluso de finales de los 90. El disco lo abre la potente “Grey matter brain” en la que destacan las guitarras de Marco Campoli y la voz de Igor Piattesi, como referencias básicas a la hora de enfrentarse al trabajo de la banda italiana, que suena realmente bien, buscando melodías pegadizas y la pegada suficiente.

“Dirty magazzeno” busca melodías más clásicas pero sin perder ese sabor actual que tan bien sabe mostrar el grupo, destacando el riff de guitarra. “Rude soul” no desentonaría entre las mejores composiciones de gente como Nickelback, además con cierto aroma sureño que le da más incentivos aún. “Stray ideals” y “Two matches” ahondan en los ritmos pegadizos, sobre todo la segunda, un potente medio tiempo. “Umnameables” desata la furia a base de guitarrazos, y un sonido mucho más directo. “Ambush” y “Heartwoffer” suenan muy rockeros, gracias al tratamiento a las guitarras. “On roads edge” sorprende por su tratamiento más clásico en las guitarras, cierto aire blues, mientras que “Rough hills” es un cañonazo directo, lo más heavy del disco. “Noise of silence” suena realmente bien, potente, melódica a partes iguales. “Crosses market” y “Blood mist” ponen el punto final a este buen disco.

Sobre el autor

Licenciado en el arte de apoyar el codo en la barra de bar. Comencé la carrera de la vida y me perdí por el camino, dándome de bruces con el rock and roll. Como no pude ser una rock star, ahora desnudo mi alma cual decadente stripper de medio pelo en mi blog, Motel Bourbon.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *