Obras maestras de la música: GRANICUS – Granicus (1973)

Publicado el 31/07/2016 | por Laurent Berger | Especiales, Grandes Discos

grLa batalla del Gránicus fue la primera en la que el rey Alejandro Magno derrotó a los persas. La batalla tuvo lugar en el noroeste de la actual Turquía, cerca del emplazamiento de Troya. Allí, un ejército bajo el mando combinado de los sátrapas persas de Asia Menor, que contaba con numerosos mercenarios griegos, fue derrotado por Alejandro. Pero igualmente fue el nombre adoptado por una banda de un solo disco, pero que pedazo de disco, desde su portada se refleja lo que uno va a oír: Rock musculoso y grasiento, un especie de Stoner rock prehistórico.

Esta banda de corta vida se formó en los principios de los años setenta, época que quedara en los anales de la historia por la cantidad de grandiosos discos que se facturaron. La banda provenía de Cleveland, formados alrededor de Woody Leffel, guitarrista y vocero de la banda, estaban Wayne Anderson, guitarra, Allen Pinell, guitarras, Dale Bedford, bajo, y Joe Battaglia en la batería para completar este quinteto de la muerte. Una banda con tres guitarras pringosas, recónditas y penetrantes.

El estilo de los Granicus bebe de Led Zeppelín, Blue Cheer y de los primeros Black Sabbath como tiene que ser para toda buena banda de hard rock. Su primer y único homónimo disco, entabla las hostilidades con “You’re in América”, donde el ritmo está marcado a partir de una voz casi chillona que va labrándose camino entre una sección rítmica que establece un tempo que va creciendo y creciendo.

”Bad Talck” es más oscura, tiene el añadido de un fantástico punteo que va hechizando el tema a lo largo de sus 2 minutos y 35 segundos de sorprendente energía.”Twilight” es un oasis de calma, un pequeño interludio para seguir con los once minutos Zeppelianos de “Prayer”.

”Cleveland Ohio” es su tributo a la ciudad que les vio nacer, una composición donde el bajo lleva un ritmo afanoso para dejar a las tres guitarras esparcirse a gusto. ”Nightmare” es el segundo tema con una larga duración, tras una introducción acústica y una primera parte algo mística, los Granicus se vuelven a desembocar como un caballo de carrera atiborrado de anabolizantes. Cierran en disco “When You’re Movin” con tintes funk y la increíble “Paradise”, una emulsión de guitarras que acompañan los falsetes agudos de Woody que está completamente poseído por el dios del rock.

Este disco salió en RCA en 1973 y a pesar de tal potencial, así se quedó la cosa; se rumoreó que se había grabado un segundo disco, pero sigue sepultado en algunos archivos de la compañía. En alguna revista americana leí hace tiempo, una contemplación que tiene mucho de cierto, que tanto Axl Rose como Justin Hawkins tenían que haber escuchado mucho este disco, sobre todo para descubrir su estilo vocal y es verdad que Axl ha pillado mucho del estilo de Woody.

En fin, un disco que recomiendo arduamente a los fans de hard rock clásico este disco es una verdadera joya oculta de los 70. El disco existe en Cd y no es tan difícil hacerse con él.

¿Te gustó este artículo? Compártelo en redes!!!

Sobre el autor

Tsi – Na – Pah estudió Bellas Artes y más tarde cocina. Actualmente recorriendo Andalucía vendiendo y comprando viejos vinilos. Apasionado del rock progresivo y del rock americano de los setenta. Colaborador en distintas revistas musicales y tiendas de música en la época donde se vendía música de verdad.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *