The Who©MusicSnapper©_D041771@1024 (1)

AZKENA ROCK FESTIVAL 2016: Crónica de la jornada del sábado día 18 de junio

Publicado el 20/06/2016 | por Pedro Losada | Conciertos

El sábado amaneció para la propia organización como uno de los mejores días que ha llegado a tener el Azkena desde su nacimiento. Un día en el que se volvieron a batir todos los récords de asistencia, y es que como cabezas de cartel estaban The Who, una autentica leyenda no sólo del rock inglés, sino uno de esos pocos elegidos para residir en el Olimpo del Rock y una de las bandas más influyentes de la música.

Por otro lado, y ya mirando al Rock patrio, veríamos a una legendaria banda, los 091, haciendo posicionamiento, para que su espectáculo rockero no cayera en desuso, dejándonos una actuación que agrado y movió a sus fans, como nunca podrían hacerlo mejor. Pero no nos adelantemos y vayamos por partes. La jornada del  sábado empezó en la plaza Blanca con Luke Winslow-King. El cual se encargaría de haber cerrado el escenario de Scott Weiland en la jornada del sábado, y que,  por motivos ajenos a mi voluntad, no pude llegar a verles, hasta este mismo día. Vamos a por él.

Recuerdo que hace ya un tiempo alguien me dijo que el slide era de lo más fácil de tocas, y esa frase se me quedó grabada ya que es de esas no hay duda de que es desafortunada a más no poder, y es que con el slide tienes que tener un control exacto; es como el violonchelo, que como no lo domines, seguro que le acabas reventando a alguno los tímpanos. Con esto quiero hacer como presentación del primer grupo del día. Luke Winslow-King salieron a comerse el escenario con su Rock country rompedor, el cual fusiono con el blues más cercano al gran maestro Taj Mahal, hasta emular al gran y para mi inmortal, Duane Allman. Llevando el sonido de sus guitarras hasta el límite. No haciendo un show para contemplar, sino para demostrar que son uno de los grupos, que a la sombra de un gran cartel. Una hora y medio de directo con un duelo espectacular que hacía saltar chispas entre Roberto, el guitarra solista, y Luke.  Un duelo del que fue el público el que salió ganador ante tal magnífico espectáculo.

©RhythmAndPhotos

©RhythmAndPhotos

Ya pasando dentro del recinto, los sevillanos The Milkyway express, con su potente Blues Rock, darían el pistoletazo al escenario de Scott Weiland, para a continuación dejarme llevar por uno de los grupos que me han llegado a sorprender en esta edición.

©RhythmAndPhotos

©RhythmAndPhotos

El grupo de Hard Rock inglés, Raveneye, desde el principio de su actuación salieron a darlo todo, dejando más de una poste para la eternidad ante el foco de las cámaras. Me gustó mucho su puesta en escena y la manera de dar credibilidad a cada uno de sus temas, para dar paso a una vieja conocida del festival, ya que hace seis años Imelda May ya estuvo en el Azkena, y de nuevo volvió a demostrar y dejar claro que es otra apuesta ganadora.

©RhythmAndPhotos

©RhythmAndPhotos

Imelda volvió a demostrar que lo tiene todo para ganar. Su Rockabilly coqueteando con el Country es de un nivel superior, llegando a sonarme totalmente a la música de June Carter Cash. Ella es sin duda otra de las grandes damas de la escena actual. Donde, influenciada por grandes voces como Billie Holiday, se asegura un puesto más firme, como en el cabaret, folclorizando cada tema, cada gesto.

©RhythmAndPhotos

©RhythmAndPhotos

Antes de salir los cabezas de cartel, los dueños y señores de la noche, una de las bandas más legendarias del panorama nacional hizo presencia en el tercer escenario. 091, a pesar de su larga ausencia sigue moviendo a la gente, todo gracias a su propio legado. El cual se ha cimentado, como si fuera un hormigón tan sólido, e imposible de borrar.

Y por fin llegó el momento de que los reyes de la noche, The Who, hicieran su aparición en el escenario, y ante nosotros se plantaron una de las leyendas vivas del Rock británico nacidos en la década de los sesenta.

©RhythmAndPhotos

©RhythmAndPhotos

Mostraron con creces por qué están ahí, reventando conciertos, y con el mismo espíritu del primer día. Desde varios puntos del planeta se acercaron en una noche para poder ver a sus ídolos tocar en directo. Allí estaba sin duda Pete Townshend, demostrando que el paso de los años no le han perjudicado tanto, y a su lado el gran Roger Daltrey, impecable de principio a fin, y si bien el paso de los años (décadas) han mermado algo su capacidad vocal, sigue encandilando al respetable,

La banda en sí,es sabido, la forman los dos únicos y supervivientes originales. The who  hizo un pequeño y gran recorrido a los temas que les hicieron ser lo que hoy son. Con repaso a el mítico “Quadrophenia”, o la opera Rock “Tommy”. El grupo sabía a la perfección  que tocar en España es un gran sinónimo de triunfo, y que son una de las bandas más queridas. Un concierto que transcurrió como una exhalación dejándonos desde ya a la espera de que se decidan volver a venir por estas tierras.

©RhythmAndPhotos

©RhythmAndPhotos

Tras haberme dado una pequeña pausa me despedí del festival con la actuación de los americanos, Supersuckers. Con ese sonido Blusero de carretera, al ritmo de una acústica, la cual en momentos olía a café, acompañada de una  hamburguesa.  Con un Rontrose heathman, poniendo el tono rockero, a una actuación que iría más cercana al acústico. Cosa que hizo cabrear a bastantes asistentes. Los cuales se quejaron por la falta de más Rock. Ese tan enérgico que la banda, cuando se lo propone. Sí que sabe sacarlo de sus entrañas.

Fotos cedidas por la organización cortesía de Rhythm And Photos & @musicSnapper

 

¿Te gustó este artículo? Compártelo en redes!!!

Sobre el autor

Admirador de los Allman Brothers, me gustan todos los estilos musicales que nacen de las raíces del Blues, Rock, Jazz, Soul... Admirador del séptima arte de toda la vida. También se me puede leer en mi blog, Blogsada

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *