DAVID LEE ROTH – Skyscraper: una obra maestra y no se hable más

Publicado el 25/06/2015 | por Laurent Berger | Grandes Discos

SKAhora que se acaba de editar un faraónico doble en directo de Van Halen, me gustaría recordar viejos tiempos de lujuria y desenfreno de la mano de la música de su cantante. A David Lee Roth le sobra las presentaciones, conocido como “Diamond Dave”; todo buen amante de hard Rock sabe de quién estoy hablando.

David Lee Roth tiene alma de líder, es el típico prototipo del surfero en una fiesta permanente, super vitaminado y con ganas de juerga 24 horas. Y aunque Eddie Van Halen es la pieza principal de Van halen , Roth fue parte de la meteórica ascensión de la banda desde 1978 hasta 1984.

En 1986 Roth publica su primer álbum titulado Eat ‘em And Smile con Steve Vai, Billy Sheehan y Greg Bissonette. Dave se toma el lujo de hacer una versión de “Sonrisa salvaje”, en castellano, y si bien  fue muy original, también fue algo para catalogar como artefacto curioso. Hay que reconocer que el sonido de David Lee Roth, junto a Steve Vai y/o con Jason Becker recordaba más a los Van Halen, que los mismísimos Van halen con Sammy Hagar.  Pero cuando lanzo Skyscraper, David perdió muchos fans, cosa que en absoluto comprendo y cuando a día de hoy sigo escuchado este disco, no noto en absoluto el paso del tiempo por él. Compré el disco el día de su lanzamiento y siempre ha estado entre mis favoritos de los discos de aquella época tan loca y donde el Hard festivo estaba tan de moda, no había garito que se preciase que no pinchara a David, Guns and Roses, Cinderella, Motley Crue, etc….Este es un disco sin mal rollos, solo música para divertirse a pleno trapo, es como unos dibujos animados de Tom y Jerry , con una energía desbordante que es prácticamente imposible que no te contagie.

Aquí se vio quién era el verdadero corazón y el genio creativo detrás de Van Halen! hasta el mismísimo Eddie tuvo que admitirlo. Steve Vai está estupendo, increíble, para mi gusto en el cenit de su maestría, tocando mucho, rápido, pero sin desembocarse por todos los lados y sin aburrir con tanta maestría. Para este disco Dave agregó a la banda al teclista Brett Tuggle, no sé si fue lo que molesto al sector más radical de los supuestos fans, pero Con Skyscraper, Roth dejo de imitar el sonido de Van Halen, consiguiendo un sonido mucho más pulido, posiblemente con una dirección más comercial, pero de una evidente calidad, demostrando que calidad no está reñida con comercialidad.

Los críticos se lo cargaron, por ser un disco “pretencioso”, pero otra vez se equivocaron, aquello molesto a David, hasta el punto que perdió un poco el norte y poco a poco ya no levantó cabeza. Lanzo discos como, A Little Ain’t Enough y Your Filthy Little Mouth, que si bien no eran malos trabajos si que carecían de la magia de Skyscraper. Van Halen encontró de nuevo el éxito con la utilización abiertamente comercial del teclado en 5150, pero a Roth, los fanáticos no se lo perdonaron. Skyscraper me encanta y me sigue gustando como el primer día,  con su sonido californiano, sus temas sorprendentemente variados y su estructura de gran creatividad…  Cada composición tiene unas melodías pegadizas, son pequeñas obras de orfebrería del rock.  “Just like Paradise”, un temazo imparable, con un gancho innegable, se te pega al cerebro y no hay manera de olvidarla. “The Bottom Line” es puro hard-rock, maravillosa. “Damn Good” con su melodía y esa genialidad con la guitarra acústica. “Hot Dog and a Shake” que contiene algunos de los más increíbles solos de Vai, sin caer en lo cargante. “Stand Up” , otro tema imparable, un himno para corear al unísono. “Hina” una obra maestra de unos 4:41 minutos épicos. “Perfect Timing” contiene una melodía infecciosa, que es imposible tener los pies quietos. “Two Fools a Minute” es la faceta más Made in Las Vegas de David Lee Roth, su lado más guasón! Diamond Dave en lo más brillante de su carrera señores…

Una obra maestra y no se hable más. Si no estás de acuerdo, escúchalo otra vez y ojalá consiga el respeto que tanto se merece. Nunca es tarde para rectificar el tiro, y si nunca le llegaste a prestar atención a este disco, no lo dudes y hazte con él.

Sobre el autor

Tsi – Na – Pah estudió Bellas Artes y más tarde cocina. Actualmente recorriendo Andalucía vendiendo y comprando viejos vinilos. Apasionado del rock progresivo y del rock americano de los setenta. Colaborador en distintas revistas musicales y tiendas de música en la época donde se vendía música de verdad.

Publicidad

2 Respuestas a DAVID LEE ROTH – Skyscraper: una obra maestra y no se hable más

  1. Luis Cifer dijo:

    Ufff es que solamente por esa portada me echa para atrás . Le daré una escucha, venga, y eso que a mi van halen no me molan nada. Haré el esfuerzo a ver si cambio de opinión .

  2. Tsi-Na-Pah dijo:

    La portada es verdad que no es de las mas bonita…mas bien tirando a fea de cojones.Pero el interior es hard rock festivo 100% sin ninguna otra pretencion de divertir.Aqui nada de hipster , ni pose…..Fun, Fun,Fun!Claro que si el estilo no te mola….poco encontraras!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *